Antes que nada: reconozco que me dejé estar para escribir esta entrada y la próxima, que serán las últimas del viaje que hice en octubre de 2018

Cafayate se encuentra al sur de la provincia de Salta, y es una joya del turismo bodeguero. Ciudad y al mismo tiempo pueblo; atravesada de sur a norte por la ruta 40, es la localidad más importante de los valles Calchaquíes.
Muy buenas alternativas gastronómicas, bodegas boutique que ofrecen servicio de restaurante, como la Bodega Nanni, con una excelente relación calidad precio; postres exóticos como la mousse de arrope de uva, muy buenas cervezas artesanales o el helado de vino de Helados Miranda.

A pesar de la importancia económica de la localidad, sigue llevando un estilo de vida calmado, relajado. La gente se mueve casi siempre en bicicleta o moto, y las dejan en la calle sin asegurar; hay sólo dos bancos, el Nación y el Macro, los dos frente a la plaza principal; e infinidad de bodegas.
Cafayate bien vale tres o cuatro días completos para conocerla y disfrutarla.

Anuncios